AQUE NO CONOCÍAS ESTAS 10 razones para quemar laurel y cambiar EL AMBIENTE DE TU HOGAR.

Desde la antigüedad, muchos pueblos atribuyen virtudes de todo tipo a las hojas de laurel.
Sabemos que el laurel fue utilizado en la historia antigua para la fabricación de coronas, especialmente entre los romanos y los griegos. Estas hojas simbolizaban la gloria y el éxito. Sin embargo, muchos de entre nosotros no conocemos otra utilización para esta planta que no sea realzar el sabor de las comidas.

El laurel contiene propiedades relajantes, expectorantes y antiinflamatorias que seguramente desconocías.

1) Efecto relajante.

Más allá de los métodos convencionales para relajarse como tomar unos días de vacaciones, realizar un masaje o visitar un sauna, existen alternativas naturales, simples y económicas para eliminar una buena parte del estrés acumulado en el día a día. Las hojas de laurel son el ejemplo perfecto, ya que estas hojas no solamente sirven para aromatizar y realzar el sabor de nuestros platos, sino que también tienen propiedades terapéuticas considerables y lo más sorprendente aún, es saber que pueden ayudar de manera eficaz a relajarnos. Es por esto que se convierten en una excelente solución anti stress.

2) Mejora el sistema inmunológico.

Las hojas de laurel poseen al mismo tiempo propiedades antioxidantes y el hecho de quemarlas desprenden en el aire numerosas vitaminas necesarias para el cuerpo humano. Esta es la forma natural de nutrir nuestro organismo.

3) Reduce la inflamación y el dolor.

Quemar hojas de laurel tiene un efecto positivo en la inflamación y permite reducir el dolor de los músculos tensos.

Permite aliviar distintos dolores como el dolor de cabeza, de músculos o articular.

También puedes preparar un baño con agua tibia y colocar dentro varias hojas de laurel para relajar mejor tu cuerpo.

4) Mejora la digestión.

Consumir hojas de laurel permite que el sistema digestivo funcione de manera más activa, gracias a las fibras, vitaminas y otros minerales que estas hojas poseen.

En cuanto a su perfume, es ideal para estimular la producción de saliva y por lo tanto de enzimas digestivas que mejoran el proceso de digestión con el fin de evitar trastornos digestivos, inflamación y ardor estomacal.

5) Bactericida natural.

Las hojas de laurel contienen propiedades anti bacterianas, antiinflamatorias y antivirales y por lo tanto es una buena solución contra las infecciones al igual que contra distintos virus.

Neutraliza varios elementos que pueden provocar enfermedades, pero también contribuyen a aliviar el dolor.
5) Bactericida natural.

Las hojas de laurel contienen propiedades anti bacterianas, antiinflamatorias y antivirales y por lo tanto es una buena solución contra las infecciones al igual que contra distintos virus.

Neutraliza varios elementos que pueden provocar enfermedades, pero también contribuyen a aliviar el dolor.

6) Ayuda a tratar la diabetes.

Los expertos sugieren que consumir entre 1g y 3 g de hojas de laurel al día, contribuye a aliviar ciertos síntomas de la diabetes tipo II. Esta cantidad es la ideal y con la que mejores resultados se obtienen según el estudio publicado en la US National Library of Medicine.

7) Nos pone en estado de alerta.

Si las hojas de laurel tienen un efecto relajante, al mismo tiempo mejoran nuestro estado de alerta. Los ingredientes que contiene tales como el pineno, el cineol y la elemicina, permiten aumentar la concentración aun estando calmos y tranquilos.

8) Despeja las vías respiratorias.

El vapor de las hojas de laurel permite liberar las vías respiratorias y los pulmones. Esto contribuye a eliminar la mucosidad que genera la congestión nasal.

Más que quemar hojas de laurel, debemos sumergirlas en agua limpia y utilizarlas en el humidificador para generar vapor tibio que luego vamos a inhalar.

9) Ayuda a la meditación.

Las personas que deseen generar un clima de concentración agradable para meditar, pueden utilizar los vapores de las hojas de laurel o quemar laurel e inhalar este aroma para ayudar a una mayor concentración al momento de la meditación.

10) Aleja las cucarachas.

Aunque el aroma del laurel quemado sea muy apreciado por las personas, las cucarachas lo detestan muy particularmente. De hecho, te recomendamos utilizar laurel en lugar de insecticidas o sustancias químicas que pueden tener efectos negativos en nuestra salud.

Toma algunas hojas secas de laurel, muélelas para que desprendan así mucho más olor, y luego colócalas en los lugares que desees proteger contra la invasión de cucarachas. ¡Ya nunca más las volverás a tener en tu casa!

Comparte estos interesantes consejos sobre la quema de laurel. ¡Muchos te lo agradecerán!